Blog

¿HACIA DÓNDE VA LA ÓPERA Y, SOBRE TODO, PODRÉ YO IR CON ELLA?

¡Ay, madre del Amor Hermoso!…mi primer texto en el blog y se me ocurren muchos temas pero me da mieditooor…no saber medir mis palabras porque soy nueva en esto del “bloguerismo” y no quiero yo ofender a nadie…..pero tampoco quiero dejar de ser honesta conmigo misma y poder decir lo que pienso…

Chicos y chicas, amantes de la lírica varios, yo como todo el mundo tengo mis opiniones y en ningún caso estoy en posesión de la verdad pero soy apasionada y las defiendo siempre con el corazón.

Quiero hablaros hoy de un tema que me acongoja un poco. De verdad prometo que no soy una carca, tampoco es que sea yo lo más avanzado que exista bajo la capa del cielo azul pero desde luego no soy una carca, sin embargo me están haciendo sentir u poco así…estas gentes del mundo de la ópera.

Quiero decir: amo la ópera, las historias, la música y todos los grandes intérpretes que ha habido a lo largo de su grandiosa historia y entiendo que tiene que cambiar y evolucionar con los tiempos pero hoy en día parece que que te guste que Traviata lleve vestidos esplendorosos o que Tosca sea una Diva y no una cuarentona “necesitada de amor” no está bien visto, parece que lo correcto hoy es lo contrario, por eso mis preguntas son las siguientes:

¿Por qué es necesario cambiar y “adaptar” las historias a vestuarios imposibles y puestas en escena incomprensibles a costa de “modificar y alterar” gravemente el libreto?.

¿Qué sentido tiene que en la primera escena del Rigoletto las coristas hayan de enseñar sus espléndidos pechicos para explicar algo que todos sabemos, como es, el ambiente lujurioso de las Cortes de la época?.

¿Por qué se “obliga” a los cantantes a cantar repertorios que no les corresponden por tesitura vocal forzándoles entonces a llevar micrófonos insertados en el pelo?.

¿Por qué los grandes profesionales de la Lírica no hacen algo para evitar estos desmanes?-¿Acaso no tienen peso específico después de carreras magníficas y longevas?.

¿No existen nuevos compositores con los que poder experimentar sin tener así que “destrozar” lo que lleva 200 años funcionando?.

No lo se quizá estoy equivocada, pero para mi la ópera es música, voz y poesía, no tetas, vestuarios espaciales en el París de 1900 o Alfredos haciendo Pizza o Traviatas pranoides o Mimís yonquís.

Bueno chicos, ¿qué decís?….¿podríais contestarme?. XXXXXXXXX

Comments ( 0 )

    Leave A Comment

    Your email address will not be published. Required fields are marked *